Reducción de la adicción a la nicotina con el cigarrillo electrónico

El uso de los cigarrillos electrónicos permite que la persona que los usa no consuma tanta nicotina, una de las sustancias que más adicción crea (y, de hecho, en el tabaco normal es lo que más se quiere inhalar debido a los efectos que produce en el cuerpo). Sin embargo, se sabe que es muy nociva y los métodos para dejar de fumar a menudo la cortan de raíz con lo que, el periodo de abstinencia, es mucho mayor.

En el caso del cigarrillo electrónico se produce una reducción a la adicción a la nicotina de muchas formas diferentes. Hay que tener en cuenta que hay muchos productos, líquidos, algunos con nicotina, otros no, que ayudan a la persona que quiere dejar de fumar a hacerlo.

Y es que, al principio, se puede comenzar con una dosis normal de nicotina para ir acostumbrándose al cigarrillo electrónico pero, conforme va pasando el tiempo, en un intervalo de un par de semanas o así, se pueden ir adquiriendo e-líquidos que permitan una dosis inferior de nicotina (que puedes encontrar en el mercado) hasta llegar a no necesitarla ni consumirla con la que la reducción de la adicción a la nicotina con el cigarrillo electrónico es mucho más sana para el cuerpo pues no se produce un shock por perder ese componente sino que el propio organismo es el que va dosificando la nicotina que necesita, siempre en menor cantidad, y con un poco de fuerza de voluntad, hasta que puedas incluso olvidarte del cigarrillo electrónico o utilizarlo para vapear con otros sabores diferentes que el de la nicotina.

Uno de los beneficios que tienen los cigarrillos electrónicos es este mismo, el poder reducir la nicotina poco a poco, según las necesidades de la persona, sin llegar a perder el hábito de fumar que, para muchos, es difícil dejarlo porque pueden relacionarlo con buenas situaciones de su día a día.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.