SEPAR a favor de la regulación del cigarrillo electrónico

El Gobierno ha regulado el uso de los cigarrillos electrónicos en España y según la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica proponen que se consideren productos medicinales y están a favor de la regulación impuesta.

Pilar de Lucas, presidenta de esta Sociedad, opina que si este producto tiene un riesgo de toxicidad puede ser evitado con un buen control de los componentes del e-líquido y utilizando adecuadamente el cigarrillo y vigilando su consumo.

Separ, que es el nombre de esta Sociedad, considera que ante las dudas que plantea la formulación de los cigarrillos electrónicos, su regulación como medicamento facilitaría que se evaluara de forma científica la eficacia y la seguridad de uso del producto, y obligaría a que su producción estuviera sometida a intensos controles de calidad.

El controlador de la Área de Tabaquismo de Separ, Segismundo Solano, cree que es la mejor forma de controlar su consumo, dónde y cómo, el control y facilitaría las investigaciones que quedan por hacer. Según Segismundo no hay ninguna duda de que el cigarrillo electrónico ofrece ventajas frente al consumo de tabaco tradicional y tiene aspectos que pueden ser positivos en procesos de deshabituación.

Los neumólogos denuncian que aún existen importantes vacíos de conocimiento en torno al cigarrillo electrónico, por ejemplo, en cuanto a los efectos a largo plazo de sus ingredientes, pero si consideramos que en 10 años no no se han detectado enfermedades grabes de ningún tipo, difícilmente saldrá nada grabe pero más vale prevenir. Contiene diversas sustancias químicas que son vaporizadas y llegan directamente a los pulmones, unas que contiene el líquido y otras que se producen a consecuencia de su calentamiento y aparecen en el vapor.

Las más habituales en el líquido son propilenglicol, glicerina, nicotina y aromas. No todos los líquidos que están a la venta llevan nicotina, existe la opción de adquirirlos sin, aunque la nicotina que encontramos en este producto es de menor porcentaje que en los cigarrillos habituales.

Algunos estudios han encontrado que los cigarrillos electrónicos, tanto los que contienen nicotina como los que no, pueden ayudar a dejar de fumar y aliviar los síntomas del síndrome de abstinencia e, incluso, su papel como tratamiento en la reducción del daño que provoca el tabaco.

Este producto esta creado para las personas que quieran dejar de fumar o por quienes quieren reducir el consumo de nicotina.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.