Un estudio destaca el potencial de los cigarrillos electrónicos

En la revista “Tobacco Control” se ha publicado un estudio realizado en la Unidad de

Investigación de los ensayos clínicos (Clinical Trials Research Unit). Por primera vez muestran

que la nicotina entregada a través del cigarrillo electrónico pueden ayudar a reducir el deseo de

fumar.

El profesor Chris Bullen, director de la CTRU e investigador principal, manifiesta: «Los cigarrillos

electrónicos que hemos probado parecen ser tan eficaces como un inhalador de nicotina, la terapia

estándar de reemplazo en la reducción del deseo de fumar y aliviar los síntomas de abstinencia de

cigarrillos».

Los cigarros electrónicos son dispositivos de suministro de nicotina que se asemejan a los

cigarrillos, pero no contienen tabaco. Liberan una dosis pequeña de nicotina con cada inhalación.

Los principales motivos de su éxito son: reducir el gasto de tabaco, el uso en lugares libres de

humo, disminuir el consumo de cigarrillos, aliviar los síntomas de abstinencia del tabaco y

conseguir dejar de fumar o reducir el consumo de nicotina.

Se realizó un estudio para comparar el efecto real en personas fumadoras. Reunieron a 40 adultos

que durante días utilizaron: un cigarrillo electrónico con nicotina o bien un placebo (sin nicotina),

un inhalador de nicotina o sus cigarrillos habituales.

Fue diseñado principalmente para medir el efecto del cigarrillo electrónico frente al deseo de

fumar, pero también examinó el impacto de los síntomas de abstinencia y la aceptación de los

dispositivos por los usuarios.

El doctor Bullen fue el encargado de analizar las reacciones de los voluntarios. En general, en la

mayoría de voluntarios,el cigarrillo electrónico parecía ser tan bueno como el inhalador en

términos de reducir el deseo de fumar y aliviar los síntomas de abstinencia. Los que entregaban

nicotina tuvieron un efecto más fuerte que los que entregaban placebo.

El estudio indicó que los cigarrillos electrónicos tienen un potencial como método para ayudar a

todas aquellas personas que quieren dejar el tabaco.

Son necesario más estudios para acabar de examinar el potencial y los efectos secundarios que

puedan tener a largo plazo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.