La ANCE recomienda retirar todos aquellos productos que sobrepasen de los 20mg de nicotina

La Unión Europea ha decidido que no se podrá comercializar con e-líquidos de mayor grado de nicotina que 20mg. A pesar de que la directiva europea sobre los e-cigarrillos no entrará en vigor hasta mediados de 2016, ANCE ha querido recomendar a los fabricantes de estos dispositivos que dejen de distribuir y vender estos tipos de líquidos.

Manuel Muñoz, presidente de la Asociación nacional de Cigarrillos Electronicos, a declarado que ellos quieren convertirse en » la primera asociación sectorial en Europa que proactivamente va a adelantar estas disposiciones específicas de la Directiva, posicionando a España a la cabeza de Europa en materia de protección del consumidor» y poder proteger así al consumidor de una dosis elevada de nicotina para cualquier tipo de fumador. Consideran que el límite de 0,2 gramos de nicotina es «seguro» y proponen a sus asociados que en los próximos nueve meses vayan retirando aquellos productos que superen esta limitación.

ANCE ha decidido poner a disposición deferentes plataformas de ayuda. En ellas se podrán formar e informar, dispondrán de un buzón informativo en su página web para resolver todo tipo de dudas que se tengan o que surjan. También se realizarán seminarios y talleres regulación, ayuda para la retirada del producto, asesoramiento sobre nicotina y demás ingredientes que componen los líquidos de los cigarrillos electrónicos, seguridad, calidad y demás cuestiones susceptibles de ser aclaradas, ampliadas o analizadas para la mejora de los negocios y, por consiguiente, la protección de los consumidores.

Afectado por las noticias negativas este sector a tenido a tenido una bajada de casi un 70% de sus ventas casi repentino. Muchas de las tiendas que comercializaban este producto se han visto en la obligación de cerrar la tienda, y es que no solo ha pasado por una sobre saturación de tiendas como nos quieren hacer creer, o que el producto haya perdido su éxito, es tan simple como la campaña que se está creando y las dudas sobre si se trata de un producto tóxico para los clientes y los que están alrededor. Pedro Catedrá, presidente de la Asociación Nacional de Vapeadores, comenta que la corriente surgida contra este dispositivo puede ser «un movimiento intencionado y organizado» de desprestigio por parte de las compañías que venden productos para dejar de fumar. «Productos que, además y curiosamente, tienen posibles efectos secundarios mucho más peligrosos que los componentes utilizados en los cigarrillos electrónicos». Se olvidan que lo que si está demostrado es su menor toxicidad frente al tabaco y que gracias a los e-cigarrillos ya son muchos los que han conseguido dejar de fumar y poder llevar una vida mucho mas sana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.